RESEÑA HISTORICA

La primera corporación municipal constituida para administrar los nacientes del nuevo distrito fue presidida por Ciriaco Rico y auxiliada por el Coronel Camargo de su condición de secretario. Este personaje muy conocido en los anales de las guerras civiles del año 40 en adelante, desempeñó todos los cargos públicos de Mosquera, en lo que prueba sus capacidades o el ascendiente que ejercía sobre los que procuraban.


La corporación municipal, presidida por el Doctor Ordóñez Salas, aprobó el 10 de Mayo de 1864, la siguiente proposición que revela el espíritu religioso de la época, no obstante las tendencias de los altos poderes: “El cabildo en su sesión de hoy resuelve lo siguiente: Comisionar al actual encargado de la alcaldía de este distrito para que, con su actividad y patriotismo reconocidos, invite a todos sus vecinos a fin de que contribuyan con lo que quisieran para levantar una capilla pajiza en su misma jurisdicción, con el exclusivo objeto de rendirle homenaje al Dios de los cristianos. Tal obra deberá de empezarse a la brevedad posible para que se manifiesten con la claridad las buenas intenciones de los miembros de esta corporación.

El 10 de Julio de 1864 se practicó en una completa cordialidad y mutua corporación la primera designación de lectores, quienes según el sistema político de ese tiempo, debían llevar a cabo la elección del segundo grado de diputados a la Asamblea de Cundinamarca. Los electores designados fueron los siguientes caballeros: Antonio Forero, Esteban Sáenz (el pelao), Ignacio Aranza, Casimiro Aranza, Ramón Soto, Nicanor Rodríguez, Francisco Forero, Pedro Rico y Vicente Boada.

Desde entonces y en la actualidad,  nuestro Municipio está conformado por quince (15) representante de los diferentes partidos políticos los cuales fueron elegidos por elección popular y que llevan en sus hombros la gran responsabilidad de liderar la voz del pueblo mosqueruno, de gestionar y hacer cumplir los mandatos que la carta magna les otorga.